Ads Top

¿Cómo recuperar la pasión por los videojuegos?


¿Tienes juegos aún sin estrenar y te da flojera empezarlos? ¿Le dedicas tan solo unas horas a ese juego que tanto te costó comprar para luego no volver a tocarlo? ¿Te aburre el pensar en solo encender la consola? Bueno, seguramente estás perdiendo la ilusión por los videojuegos.

Aunque no lo creas, esto le pasa a muchísima gente, y bastante más a menudo de lo que piensan, yo mismo estuve una temporada así, pero poco a poco fui recuperando esa ilusión que había perdido, por eso he creado este artículo, para tratar de ayudar a esa gente que sufre los mismos síntomas con una serie de consejos.

1. Evitar la saturación


Algo muy común es que nos saturamos con los videojuegos, empezamos un videojuego y antes de que acabarlo aparece otro que también nos interesa y lo compramos, y poco a poco vamos amontonando juegos sin terminar, al final los dejamos abandonados.

Por ello esto hay que intentar evitarlo, concienciarnos de que si vamos a empezar un juego es para acabarlo antes de empezar el siguiente, y si aparece un lanzamiento que nos interese y todavía estamos con un juego entre manos, tenemos que intentar resistirnos.

Tampoco tenemos que obligarnos a terminar un juego, si hemos probado un juego, y nos parece injugable, no nos gusta, no nos llama el género o lo que sea, no hay que obligarnos a terminar el juego, si no nos llama y queremos darle prioridad a otro, lo apartamos y cuando hayamos terminado el otro procederemos a terminar este.

2. No obligarnos a comprar un juego


Últimamente muchos de nosotros nos dejamos llevar por el hype que causa un juego, bien porque leemos maravillas sobre él en los foros, revistas, webs o simplemente porque un amigo nos pone el juego por las nubes, y es muy común dejarse llevar y comprarse el juego sin informarse bien.

Todo eso hay que evitarlo, debes comprar solo juegos que realmente te atraigan, que veas que te interesan, y no dejarte llevar por el hype que causa la prensa o el Internet. Trata de dar cierta prioridad a juegos de ese género que más te guste, si te encantan los shooters pues da prioridad a esa clase de juegos, si en cambio te llaman los RPG pues busca juegos de ese género, en definitiva, dar prioridad a tus preferencias, y no a las causadas por el hype.

3. Vida más allá del multijugador


Antes de empezar con este punto hay que aclarar que nos referimos al multijugador online, no confundir con el cooperativo o multijugador local. Habiendo aclarado eso podemos empezar.

Algo muy común y que a mucha gente le pasa, es que se compra un juego y se pasa el día en el multijugador, no juega nunca la campaña, e incluso muchos ni lo prueban. Esto aunque en sí no sea malo, hay que tratar de ver más allá del multijugador de un juego.

Hay que entender una cosa, la base de un juego es el modo campaña/historia, el multijugador online debe ser algo complementario (salvo aquellos que solo tienen online), hay que tratar de terminarse la campaña para disfrutar el juego por completo.

Lo mejor sería alternar ambos modos, dar prioridad al multijugador cuando se conecte algún amigo con quien quieras jugar, y la campaña cuando no haya nadie con quien jugar. No es una regla, pero prueba a intentarlo.

4. No te pongas obligaciones


Es algo normal que cuando un juego en especial te ha encantado el intentar pasarnos el juego al 100%, el intentar sacar todos los secretos, cumplir todos los objetivos.

Digamos que esto dentro de lo que cabe es "normal", pero algo que hay que tratar de evitar, y es convertir esto en una obligación, si hay un objetivo, un reto, sea lo que sea que te parece aburrido, o simplemente no te gusta tanto el juego como para completarlo al 100%, simplemente no lo hagas, trata de evitar convertir lo que debería ser un rato divertido en una obligación.

5. Por dónde empezar


Si estás dispuesto a cumplir los objetivos que he dicho y no sabes por dónde empezar, una buena manera de hacerlo es volver a rejugar esas joyas que ya jugaste anteriormente, volver a sacar a ese juego que llevas tiempo sin oler.

Claro, convendría elegir un juego que realmente te haya encantado de principio a fin, que sepas que no lo vas a dejar a medias porque te encanta, y que no hayas jugado en unos años, no hace falta que sea un juego muy viejo, pero que tampoco sea un juego que salió hace unos meses y que ya te has terminado, hay que evitar el saturarte y no volver a dejar un juego a medias

Y esto es todo, son cinco consejos muy simples que realmente ayudan a volver a recuperar esa ilusión que perdiste por los juegos, espero que realmente te sean de ayuda ya que dentro de poco se avecina una oleada de juegos, pero recuerda, hay que evitar la tentación y no dejar que el hype de otros nos abrumé.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.